Google+

Buscar en KAmeetsRM

Cargando...

viernes, 2 de noviembre de 2007

Verde Sobre Gris. Proyecto de normativa para crear la ciudad del futuro.

En este proyecto se actua no sobre la arquitectura de la ciudad. Sino sobre la normativa, dando forma a la ciudad del futuro...



Verde Sobre Gris
Por: Hugo Enrique Gilardi, Raul Marcos Halac y Andrea Judith Libovich, Arquitectos, y Juan Cristóbal Rautenstrauch, Ingeniero Industrial.


Buenos Aires padece problemáticas ambientales graves: falta de espacios verdes, inundaciones, efecto isla de calor, pérdida de biodiversidad, despilfarro energético, polución atmosférica y emisión de anhídrido carbónico. De sus 20.000 Has., sólo 1.400 Has. son verdes. 18.600 Has. son grises. A cada uno de sus habitantes le ofrece 4,3 m2 de verde y le impone 57,1 m2 de gris. Este proyecto pretende equilibrar la relación, convirtiendo techos en jardines. Transformar 3.500 de esas hectáreas grises, en verdes. Y es posible.

Las Cubiertas Verdes (CV), que definimos como ‘áreas vegetales construidas sobre un techo impermeable a cualquier nivel, que está separada del suelo natural por una estructura artificial edificada o a edificar’, son la solución. La fotosíntesis de las plantas transforma la energía solar en biomoléculas, liberando oxígeno y vapor de agua. Las hojas retienen las materias particuladas en suspensión (MPS) y proveen sombra. Las raíces constituyen un sistema de percolación de agua de lluvia, previenen la erosión del suelo y la sedimentación. Todo esto aumenta la resiliencia ambiental. La transferencia de estos procesos a los techos define para la ciudad una nueva posibilidad de manejar los eventos puvliométricos, la eficiencia energética, y la ecología y estética urbanas.

El Proyecto consiste en proponer a la Ciudad el ‘Programa Cubiertas Verdes’ (PCV), que incluye las siguientes estrategias:
1. La legislación necesaria: Ley de Cubiertas Verdes, reformas al Código de Edificación Urbano y reformas al Régimen del Impuesto Inmobiliario.
2. Un Plan de Investigación aplicada: el inventario de las edificaciones existentes incorporables al PCV, soluciones técnicas de soporte de las CV para las diversas tipologías constructivas, alternativas de suelos y nutrientes, inventario de especies vegetales recomendables, mediciones de cada uno de los beneficios a lograr para su cuantificación económico-social y ambiental, mecanismos de certificación para la obtención de
Certificados de Captura de Carbono (CCC) según el Protocolo de Kyoto.
3. Alternativas de financiamiento: premios y castigos fiscales, reemplazo de inversiones en el presupuesto de la ciudad, venta de CCC y fuentes internacionales de créditos no reembolsables y reembolsables.
4. La presentación del PCV y de una propuesta de Agenda de Acción para su implementación a las instituciones públicas y privadas.
5. El desarrollo de un sistema de información, difusión, educación, participación y articulación pública sobre el PCV. Las CV constituyen una inversión pública y privada con fuerte apalancamiento en sus beneficios sociales, económicos y ambientales.

(Via: Plataforma Arquitectura )

Publicar un comentario en la entrada